El colágeno, suplemento que ha ganado una creciente popularidad en los últimos años, ha captado la atención de muchos consumidores que buscan beneficiarse de sus propiedades. Se trata de una proteína fundamental en el cuerpo humano, presente en la piel, los huesos, los músculos, los tendones y otros tejidos conectivos. Sin embargo, ¿cuánto sabemos realmente sobre sus beneficios y mitos asociados?

A partir de los 25 años, nuestro cuerpo comienza a reducir la producción de colágeno. Esta realidad ha llevado a un aumento en la popularidad de los suplementos de colágeno, con la intención de mantener la piel firme, las articulaciones flexibles y los huesos fuertes.

Pero, como ocurre con muchos productos de moda, ha surgido una serie de creencias y mitos en torno al colágeno que no siempre están respaldados por evidencia científica. Talía Pinto, nutricionista e integrante del Consejo Consultor de Dietistas y del Consejo Consultor de Nutrición Externa de Herbalife, destaca la importancia de revisar la etiqueta y la información nutricional de cualquier producto antes de comprarlo: «Es esencial estar informado sobre los beneficios reales del colágeno y cómo maximizar su potencial para el bienestar», afirma.

Además, a continuación, la experta de Herbalife expone algunos de los mitos más comunes que rodean al colágeno, así como los beneficios respaldados por la ciencia que ofrece este suplemento:

  1. Los suplementos de colágeno engordan
    Mito: Los suplementos de colágeno están generalmente formulados de forma tal que no representen un aporte calórico significativo, además de no aportar o ser bajos en hidratos de carbono, grasas saturadas y colesterol. De todas formas, cada suplemento será distinto en cuanto a su aporte nutricional por lo que es muy importante revisar la tabla de información nutricional.
  2. Una alimentación rica en vitamina C es fundamental para la producción de colágeno
    Verdad: Consumir una alimentación rica en alimentos que contienen vitamina C puede ayudar a la producción normal de colágeno en el cuerpo. Este nutriente es necesario para la síntesis del colágeno.
  3. El colágeno vegetal es igual que el colágeno animal
    Mito: No existe una fuente de colágeno de origen vegetal; este componente se encuentra exclusivamente en productos de origen animal.
  4. El colágeno ayuda a disminuir la celulitis
    Verdad: Algunos tipos de colágeno tienen péptidos bioactivos que ayudan a disminuir los signos visibles de la celulitis y promueven la producción de procolágeno y elastina en la piel.
  5. El colágeno es solo para mujeres
    Mito: El colágeno es la proteína más abundante del cuerpo y forma parte del tejido conectivo que, por ejemplo, da estructura a la piel, por lo tanto, puede ser consumido tanto por hombres como por mujeres.
  6. El colágeno es beneficioso para la salud de la piel
    Verdad: El colágeno contribuye a la densidad y la elasticidad de la piel. A medida que envejecemos, la producción de colágeno en el cuerpo disminuye, lo que puede provocar arrugas y pérdida de elasticidad en la piel.
  7. El colágeno de origen marino es el mejor
    Mito: El colágeno marino, proveniente de escamas, piel y otras partes de los pescados, no es mejor que otras fuentes de colágeno. La efectividad del colágeno depende en gran parte de su biodisponibilidad, es decir, cuánto del colágeno proveniente del suplemento se absorbe, es por esto por lo que los suplementos que aportan colágeno hidrolizado (cortado) son más eficaces, dado que su biodisponibilidad es mayor.
    El colágeno hidrolizado (cortado) se compone de cadenas cortas de aminoácidos denominadas «péptidos“. Al cortar el colágeno, se obtienen diferentes patrones de péptidos, los que serán responsables de los nuevos beneficios atribuidos al colágeno. Serán estos péptidos bioactivos los que se absorberán dando el beneficio.
  8. No se puede tomar colágeno todos los días
    Mito: Sí, se puede tomar todos los días. Al respecto, se recomienda seguir las instrucciones de la etiqueta del producto.
  9. El colágeno puede ayudar en la recuperación de lesiones
    Mito: Aunque en la actualidad se está investigando el rol de la suplementación de colágeno en el contexto de la práctica deportiva y la prevención/recuperación de lesiones asociadas, la conexión entre ambos aún no ha sido establecida.
  10. Todos los suplementos de colágeno son iguales
    Mito: Hay diferentes tipos de colágeno y diversas fuentes de suplementos de colágeno, como el colágeno bovino, porcino, marino y aviar. Cada tipo puede tener diferentes propiedades y efectos en el cuerpo.

Finalmente, la experta de Herbalife explica que, si estás considerando tomar suplementos de colágeno, es recomendable hablar con un profesional de la salud para obtener orientación personalizada.