En las últimas décadas, Latinoamérica ha experimentado una importante transformación caracterizada por crecimiento económico, avance tecnológico y digitalización. El aumento de la inversión en tecnología, la diversificación de las exportaciones y la promoción de sectores de vanguardia, como la industria FinTech y el comercio electrónico, han contribuido significativamente al desarrollo económico de la región que actualmente representa el 8% de la población mundial.

En este contexto, Kushki -la empresa que une a Latinoamérica con pagos- desarrolló un estudio de la mano de Statista, la plataforma global de datos e inteligencia empresarial, para analizar el panorama empresarial latinoamericano, específicamente en cinco industrias clave: Fintech, Entrega de alimentos, Turismo, Movilidad compartida y Venta al por menor (Retail).

“El objetivo de este estudio fue analizar el crecimiento y desarrollo del ecosistema digital en América Latina, con el fin de determinar los avances, desafíos y, sobre todo, las oportunidades que se presentan en cinco de las industrias de mayor crecimiento en la región en los últimos años”, manifestó Rafaél Hospina, Country Manager de Kushki para Perú y Ecuador.

Por su parte, Eike Hartmann, Director Senior de Data Insights de Statista, sostuvo que “América Latina ha dado pasos gigantescos hacia la transformación digital, emergiendo como un epicentro de la innovación. El rápido aumento en el uso de dispositivos móviles y el acceso a Internet ha permitido una mayor conectividad, generando un ecosistema digital en constante expansión”.

Estos son los principales hallazgos del análisis en los cinco sectores determinados, llevado a cabo por Kushki y Statista y presentado en la última edición del webinar Kushki Talks:

1. Fintech

La industria de Tecnología Financiera o Fintech comenzó a tomar forma en América Latina en la década de 2010, y ha ganado impulso a medida que más startups y empresas innovadoras empezaron a aprovechar los avances tecnológicos para diseñar y ofrecer soluciones financieras más eficientes y accesibles.

Actualmente, esta industria es considerada una vertical de rápido desarrollo en Latinoamérica, con una tasa de crecimiento del 20% estimada para 2023 y un alto volumen de transacciones de más de US $344 mil millones en total. Dentro del segmento de Pagos Digitales, la mayor parte de las transacciones están relacionadas con compras en línea, llevándose el 87% del volumen. En 2022, el valor medio de una transacción de pago digital osciló entre US $2 y US $4.

Por su parte, la rama Fintech del Neobanking (bancos exclusivamente digitales) muestra las tasas de crecimiento más altas, pasando de US $30.7 mil millones en 2022 a US $43.3 mil millones en 2023, mostrando un sólido crecimiento del 41% año a año.

2. Entrega de alimentos

La industria del reparto de comida online, que abarca los pedidos vía app o web de alimentos no preparados (supermercados, tiendas de abarrotes y de conveniencia, etc.) y de alimentos preparados (restaurantes, cafeterías y afines), ha experimentado un crecimiento importante en años recientes gracias a factores como la adopción de la tecnología, los cambios en los hábitos de consumo debido a la pandemia y la expansión de las plataformas de entrega de alimentos.

En América Latina, el reparto de comida online mostró ingresos por más de US $24.5 mil millones durante el 2022, y alcanzando un crecimiento acelerado de 24% en lo que va de 2023, con ganancias de US $30.5 mil millones.

En cuanto a alimentos preparados, se reportaron ganancias en Latinoamérica por US $10.9 mil millones en 2022, y se proyecta un crecimiento de 21% para 2023 con US $13.2 mil millones. En tanto, el subsegmento de alimentos no preparados está ganando más relevancia y viene creciendo por encima de la tasa de crecimiento vertical. En lo que respecta a Perú, este segundo subsegmento generó ingresos de US $1.1 mil millones.

3. Turismo

En la industria del turismo en América Latina -considerando las reservas de paquetes vacacionales, estancias en hoteles, alquileres vacacionales privados, campings y cruceros realizadas digitalmente como a través de agencias de viajes o por teléfono- los pagos online superan el crecimiento de los pagos tradicionales, con un 29% de variación frente a 24%.

En lo que va de 2023, un 69% de reservas turísticas en la región se realizó vía Internet, con una tendencia al alza en todos los países, mientras que cerca del 25% de la población reservó un hotel en 2022. Así, el volumen de reservas en hoteles registró más de US $19 mil millones durante el 2022 y la proyección para 2023 es que alcance cerca de US $23.5 mil millones con un crecimiento del 23%.

En cuanto a paquetes vacacionales, el crecimiento es de 29% y está representado por agencias de viajes en línea (OTA) como Expedia y Opodo, y operadores turísticos como TUI. El segmento de rentas vacacionales tiene una variación año a año de 18% y contempla a proveedores de alojamientos privados de reservas en línea como Airbnb.

Perú tiene una de las mayores expectativas de crecimiento anual en esta industria, con una proyección de 32% y unos ingresos totales esperados para este año de más de US $1.8 mil millones.

4. Movilidad compartida

La Movilidad Compartida representa una industria altamente rentable en Latinoamérica, con ingresos de US $66.2 mil millones en 2022. Esto incluye vuelos, servicios de transporte privado, taxis, viajes de larga distancia en autobús y billetes de tren que se reservan online y offline, así como el alquiler de coches, servicios de auto, bicicletas, e-scooters, y motocicletas compartidas, además del transporte público.

Digitalmente, se espera que la Movilidad Compartida genere más de US $43 mil millones para este año, con un 21% de crecimiento en comparación con el 2022. En cuanto a reservas, el 54% se realizó en 2022 a través de canales digitales, con una tendencia al alza en todos los países. Los servicios de vehículos compartidos más reservados son los viajes en taxi, seguido por el coche de alquiler.

En lo que respecta a esta industria en Perú, se esperan ingresos de más de US $4.7 mil millones, con un crecimiento del 23% en comparación con 2022. En términos de ingresos generados digitalmente, se espera un fuerte crecimiento del 27%.

5. Industria Retail

La industria del Retail es la vertical más grande en Latinoamérica, con US $1.3 billones de ingresos en 2022. Se espera que los ingresos crezcan un 7%, convirtiéndose en la vertical de crecimiento más lento. En sus inicios, el Retail en América Latina estuvo dominado principalmente por tiendas físicas tradicionales, que ofrecían una amplia gama de productos y servicios. Con la masificación de la tecnología y la adopción masiva de dispositivos móviles, el Retail digital ha cobrado protagonismo.

En lo que va de 2023, las ventas e-commerce representan el 9% del total del sector Retail, con la mayor cuota en las categorías de Electrónica, Mobiliario y Belleza – Salud – Cuidado Personal y del Hogar, con 32%, 25% y 19%, respectivamente. En cuanto a ventas digitales; el sector con mayores ingresos -a diferencia de las ventas totales- fue el de Electrónicos con ingresos esperados para 2023 de más de US $43 mil millones. Esto marca una tendencia clara en la forma en que se realizan las compras en América Latina.

En general, la cuota del comercio electrónico en el sector Retail está creciendo a un ritmo superior al del comercio tradicional minorista, con un 12% al alza en 2023, lo que indica el continuo cambio hacia las compras en línea.