¿Qué tipos de gestión de proyectos existen para una empresa competitiva?

La gestión de proyectos se trata de un enfoque que ayuda en la planificación, orientación y cumplimiento de los objetivos dentro de una organización. Se aplica a cualquier tipo de proyecto y es ampliamente utilizado para controlar complejos procesos de cualquier rubro o sector. Presenta objetivos definidos, procesos controlables y documentación clara, según Jenny Valenzuela, jefe de proyectos de VALTX.

“La gestión de proyectos se trata de un enfoque que ayuda en la planificación, orientación y cumplimiento de los objetivos dentro de una organización. Se aplica a cualquier tipo de proyecto y es ampliamente utilizado para controlar complejos procesos de cualquier rubro o sector. Presenta objetivos definidos, procesos controlables y documentación clara” dijo.

Asimismo, resalta que entre los objetivos de su implementación se encarga de gestionar el inicio y desarrollo del proyecto, apoyar en la administración y resolución de problemas y ser facilitador de las actividades durante su ejecución. En su aplicación, presenta las fases de concepción e iniciación del proyecto, definición y planificación, lanzamiento o ejecución, rendimiento y control, y cierre del proyecto. Existe la gestión de proyectos tradicional y ágil.

“La gestión del proyecto tradicional se ejecuta a través de una secuencia establecida (iniciación, planificación, ejecución, medición y cierre). Los requerimientos son fijos mientras que el tiempo y el presupuesto es variable. Por lo tanto, un problema que se encuentra con mayor frecuencia son los altos presupuestos y plazos para conseguir la meta” señaló la ejecutiva.

De otro lado, la gestión de proyectos ágiles es un enfoque que se empezó a utilizar para el desarrollo de proyectos de software; sin embargo, se ha adaptado para cualquier proyecto en general. Se trata de un proceso interactivo donde tienen menor duración, menor tiempo en planificación, pero mayor énfasis en la priorización. El trabajo en equipo, la colaboración y la flexibilidad para responder a los cambios lo más pronto posible, son características principales de la gestión ágil.

“En los proyectos ágiles se establecen prioridades flexibles, se empieza a entregar antes en forma de avances, costos y plazos conocidos, generándose transparencia y calidad en los procesos definidos” precisó.

En el enfoque tradicional se trabaja con metodología predictiva, orientado a procesos, rígido, proceso controlado, se concibe como un solo proyecto, poca interacción y comunicación con el cliente, entregables al finalizar el proyecto, documentación extensa y complicada, registra cierta resistencia a los cambios y generalmente se trabaja en grupos grandes.

A través del enfoque ágil, se desarrolla mediante metodología adaptativa, orientado a personas, flexible, preparados para los cambios, se concibe como un proyecto subdividido en varios proyectos más pequeños, constante interacción y comunicación con el cliente, entregas constantes durante el proyecto, mínima documentación, preparados para los cambios y en grupos pequeños.

Finalmente, señaló “Teniendo en cuenta la naturaleza dinámica de las empresas en donde se están produciendo cambios constantemente, seguir una metodología ágil será una buena opción a tener en cuenta” concluyó.

Acerca de VALTX 

Valtx es una empresa que pertenece al grupo Tgestiona con más de 20 años de experiencia ofreciendo servicios integrales de tecnología y experiencia del cliente. Nació hace 20 años como unidad de negocio dedicada al soporte tecnológico de Telefónica del Perú, hoy ofrece sus servicios a las empresas más importantes de los diferentes sectores económicos del país.   Pioneros en automatización y RPA’s (automatización robótica de procesos), Valtx ha logrado aplicar más de 1300 robots a nivel nacional, los cuales imitan al humano en actividades repetitivas, acelerando su proceso y disminuyendo el margen de error a un 2%. Además, son expertos en Consultoría en Analítica de Datos, Ciberseguridad, SAP, Cloud y diseño de aplicaciones a la medida.