exposición constante a las fake news puede ocasionar problemas de salud mental

La exposición constante a información falsa, también llamada fake news, puede ocasionar problemas de salud mental porque convierten rumores en verdades que se extienden a gran velocidad y generan emociones desagradables e intensas como: el miedo, la indignación, la rabia, entre otras, advirtió Jeanrro Aguirre, psiquiatra del Centro de Salud Mental Comunitario La Victoria del Ministerio de Salud (Minsa).

En ese sentido, el especialista explicó que debido a la emergencia sanitaria tendemos a consumir más noticias; sin embargo, al hacerlo de forma reiterada, muchas de ellas escapan a nuestro juicio y análisis crítico. “Al no pasar por el filtro de la razón lo hacen por el de la emoción, por eso, las fake news apelan a los sentimientos más básicos como el temor, la ansiedad o la angustia”, indicó.

Aguirre agregó que esto puede ocasionar un deterioro en las relaciones con familiares o amigos debido a que la persona puede estar más irritable o molesta que de costumbre. “Estos virales están diseñados para generar estados de alerta en las personas. Sin embargo, el verdadero riesgo está en desarrollar síntomas ansiosos o depresivos”, señaló.

El vocero del Ministerio de Salud recomendó dosificar el tiempo que estamos expuestos a las redes sociales y otras plataformas digitales. “Se pueden remover las notificaciones de ciertas páginas o disminuir el acceso a fuentes de información. Esto nos permitirá, además, establecer una dinámica de tiempo libre en casa”, añadió.

Por otro lado, Aguirre aconsejó a los familiares y amigos de personas, cuyas opiniones están fuertemente influenciadas por las fake news, a conversar con ellas con mucha empatía y comprensión. “Hay que conocer qué es lo que piensan y el por qué toman como verdadera información errada. Esto nos servirá para saber lo que sienten y cuáles son sus emociones”, sostuvo.

El especialista destacó que una vez hecho esto lo ideal es rebatir con argumentos reales la posición tomada. “Las informaciones falsas se adaptan a los miedos de las personas y tienen una gran capacidad de diseminarse y son fáciles de hacer. A diferencia de los medios oficiales que utilizan fuentes científicas, estas son elaboradas por inescrupulosos que buscan generar zozobra. Hay buscar diversas fuentes y comprobar las noticias en canales oficiales”, finalizó Aguirre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *