Mejores condiciones para impulsar envíos no tradicionales.

Los exministros de Comercio Exterior y Turismo (Mincetur), Magali Silva, Alfredo Ferrero y Rogers Valencia, resaltaron la necesidad de mejorar las condiciones en la que la cadena exportadora se desenvuelve, a fin de producir con mayor valor agregado, diversificar su oferta y ampliar sus mercados, con el objetivo de aportar más a la recuperación del país.

En el foro virtual ‘Retos para el desarrollo del comercio exterior peruano’, organizado por la Asociación de Exportadores (ADEX) con motivo de su 48° aniversario, los tres especialistas coincidieron en señalar que la poca competitividad y productividad de las empresas, sobre todo de las micro, pequeñas y medianas (mipymes), impiden su recuperación.

“Son generadoras de empleos formales y dignos por excelencia, pero actualmente presentan una alta mortalidad en el mercado, intermitencia cuando deciden exportar y altos sobrecostos”, expresó Magali Silva durante el módulo ‘Retos de la competitividad interna para el desarrollo del comercio exterior peruano’.

Comentó que la historia económica del país descansa en varios pilares: el primero es la estabilidad macroeconómica que a su vez tiene 2 elementos, la disciplina fiscal y la independencia del Banco Central de Reserva, los cuales permitieron en los últimos 30 años tomar decisiones sin la preocupación de un efecto inflacionario

El segundo es la apertura de mercados y el libre comercio, y el tercero el respeto a la iniciativa privada, pues es la gran generadora de empleo y catalizadora de innovación, en ese sentido, consideró que, si el objetivo es recuperar el liderazgo, el sector necesitará otras variables como mejores irrigaciones, extensión de tierras, tecnología, y conocimiento.

Más innovación

A su turno, Alfredo Ferrero indicó que se debe desmitificar el tema de la industrialización. «Debemos ver cómo cambia el mundo. Si bien no somos una nación que invierte mucho en innovación, debemos aterrizar de acuerdo a nuestra identidad y de ahí avanzar”, puntualizó.

Opinó que no es necesario reemplazar actividades como la minería porque Perú es y siempre será un país minero gracias a su geografía. La idea es agregar y no reemplazar actividades productivas. Mencionó a la acuicultura e industria forestal, de las cuales se habla desde hace mucho tiempo, pero aún no se avanza en sus leyes.

En opinión de Rogers Valencia, Perú tiene una gran oportunidad en las industrias creativas, especialmente porque tiene el respaldo de más de 5 mil años de historia, innovación y adaptación a una geografía altamente desafiante a través de los años, generando valores estéticos, formas de ver el mundo y mucha diversidad.

“Eso se manifiesta en nuestros textiles, las artesanías, la gastronomía, entre otros. Perú puede contribuir con productos culturales a la aldea global con el propósito de hacerla más diversa y sostenible. Los instrumentos y las plataformas los tenemos, pero estamos atrasados en la adopción de tecnología, especialmente de comercio de bienes no tangibles”, subrayó.

En agenda

Los exministros coincidieron en señalar que la mejora de la competitividad empresarial debe ser prioridad para el nuevo gobierno, por lo que el reto de los exportadores estará en superar la coyuntura política de los próximos 5 años.

El primer paso –comentaron– es establecer un diálogo entre los gremios empresariales y las autoridades del Estado, quienes deberán trabajar mano a mano a fin de que el comercio exterior no se paralice.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *