Periodistas y familiares recuerdan a Jaime Ayala a 37 años de su desaparición

La familia del periodista Jaime Ayala Sulca, la Asociación Nacional de Periodistas del Perú (ANP) y el Lugar de la Memoria, la Tolerancia y la Inclusión Social (LUM) desarrollaron un acto conjunto en memoria del hombre de prensa, que se encuentra en condición de desaparecido hace 37 años, desde el 2 de agosto de 1984.

El acto de memoria se realizó en horas de la mañana del reciente sábado 31 de julio en las instalaciones del LUM, con estricto cumplimiento de los protocolos de bioseguridad y un aforo limitado.

Este acto inició en la sala “Una persona, todas las personas”, espacio destinado a testimonios de víctimas del periodo de violencia interna, en que se encuentra el video con declaraciones de Rosa Pallqui Medina, viuda de Jaime Ayala. En este espacio fue colocada una foto del periodista.

Seguido, los asistentes subieron al segundo nivel, donde se detuvieron en el “Cubo de Desaparecidos”, donde colocaron una ofrenda floral en la foto del periodista que se encuentra en dicho espacio.

La presidenta de la Asociación Nacional de Familiares de Asesinados, Desaparecidos, Ejecutados Extrajudicialmente, Desplazados y Torturados (Anfadet – Casos CIDH), Luyeva Yangali, señaló la importancia de este monumento a las personas desaparecidas “es un lugar que podemos visitar, ya que no tenemos dónde recordarlas”.

Por último, ante la placa de recordación a las víctimas periodistas en el periodo de violencia, fue desarrollado un homenaje al periodista.

El director del LUM, Manuel Burga, expresó “las desapariciones, la muerte de una persona es algo inadmisible. Considero que una de las profesiones más difíciles durante lo que vivimos en los años 80 y 90 fue la de periodista, porque tienen que buscar la noticia en situaciones bastante complicadas”.

Por su parte, la secretaria general de la ANP, Zuliana Lainez, señaló “nos interpela llegar a un bicentenario con peruanas y peruanos, hoy todavía, en condición de desaparecidos. Esa gran deuda que tenemos con las familias se sella en un compromiso indesmayable. No vamos a dejar de buscarlas y buscarlos. No vamos a dejar de buscar a Jaime”.

Por último, la viuda de Jaime Ayala, Rosa Luz Pallqui Medina, manifestó “son 37 años de lucha por justicia para Jaime, 37 años buscando su cuerpo para darle cristiana sepultura”.

“Agradezco a todas las instituciones que durante todos estos años nos han acompañado en la lucha por justicia. Han luchado a mi lado muchas organizaciones de Derechos Humanos y de víctimas. No voy a desmayar en mi lucha por la memoria, por justicia para Jaime”.

“Yo quiero que el nombre de Jaime se recuerde como un periodista que luchó por los derechos de los pobladores de Huanta, Ayacucho y todo el país. Su trabajo lo hacía en Huanta y por eso lo mataron, por ser un periodista valiente. Por eso lo desaparecieron, para que no siga difundiendo lo que sucedía en Huanta”, agregó.

El homenaje terminó con un cierre cultural a cargo de la cantante Margot Palomino y su guitarrista, Felipe Calderón.

El caso Jaime Ayala

El periodista Jaime Ayala Sulca, corresponsal del diario La República en Huanta (Ayacucho), denunciaba los la violencia y abusos que sufría su provincia por parte de las huestes terroristas de Sendero Luminoso y por los abusos cometidos por las fuerzas militares en la zona.

El hombre de prensa fue visto por última vez la mañana del 2 de agosto de 1984, cuando ingresó al cuartel de la Marina acantonado en el Estadio Municipal de Huanta. Desde ese momento, y durante décadas, Rosa Pallqui emprendió una lucha por alcanzar justicia y los restos de Jaime.

Años después de la desaparición uno de sus ejecutores reveló a la Comisión de la Verdad y la Reconciliación (CVR) que el periodista estuvo detenido varios días, fue torturado y ejecutado extrajudicialmente.

“Primero lo matan con golpes, no hay armas. Lo seccionan y luego lo entierran en diferentes puntos del estadio… no recuerdo el lugar específico”, declaró el testigo bajo reserva de identidad 040-2003-CVR ante la comisión.

Como se recuerda, el 8 de abril del 2020 hubiera iniciado la fase oral del juicio contra las autoridades de la Marina en Huanta -en la fecha de la desaparición-: Alberto Rivero Valdeavellano (jefe del Comando Político Militar de Huanta y La Mar) y Augusto Gabilondo García del Barco (jefe de la base contrasubversiva de Huanta).

Al respecto, el abogado del Instituto de Defensa Legal (IDL) que tiene la defensa legal del caso, Juan José Quispe, explica que “desde el año 2019 ya tenemos un auto superior de enjuiciamiento, es decir, el expediente está para que señalen la fecha de inicio del juicio oral”.

En ese sentido, agrega que la última demora en el inicio de la fase oral se debe a que se realizaron dos audiencias de control de acusación.

“El tribunal presidido por la Dra. Miluska Cano López es el que va a llevar a cabo el juicio oral. Desde fines del 2019 tiene el expediente expedito para señalar fecha y hora para el inicio del juicio oral. Todo está saneado, ya no hay ninguna objeción por parte de los abogados de los acusados”, señala Juan José Quispe.

Asimismo, agregó: “lo único que esperamos es que, aún en pandemia, señale fecha y hora, teniendo en cuenta que la ex Sala Penal Nacional, hoy Sala de Crimen Organizado, tiene ahora dos colegiados de violaciones de Derechos Humanos”.

Finalmente, el abogado Juan José Quispe manifestó: “esperamos terminar un grupo de 4 casos de Derechos Humanos que culminan en dos meses con la emisión de sentencias, y a partir de ahí podemos ver cuándo iniciaría el juicio a 37 años de la desaparición de Jaime Ayala Sulca”.

Sobre el proceso judicial, la viuda del periodista, Rosa Pallqui, expresó: “Espero que ahora, con el inicio del juicio oral, se pueda sentenciar a los asesinos de Jaime, a quienes lo torturaron y desaparecieron su cuerpo, a los marinos que estaban en el cuartel en Huanta. Espero, junto con mi familia, que sea una sanción con muchos años de cárcel”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *