800 niños que ingresaron por emergencia fueron operados en el Insn – Breña durante la pandemia

Las urgencias y emergencias quirúrgicas en niños y adolescentes no han cesado durante la pandemia por Covid-19, siendo los casos más frecuentes las apendicitis, peritonitis, traumatismos encéfalo craneales, fracturas de miembros superiores e inferiores e ingesta de cuerpos extraños (pilas de reloj, baterías de juguetes, entre otros); así lo dio a conocer el Dr. Juan Carlos Montes Chávez, jefe del departamento de Cirugía del Instituto Nacional de Salud del Niño ubicado en Breña.

Por ello, el especialista considera importante que los padres de familia reconozcan a tiempo los signos y síntomas de una urgencia o emergencia quirúrgica. “La urgencia es aquella que puede esperar en promedio 24 horas, no necesariamente peligra la vida de paciente; en cambio las emergencias son aquellas situaciones donde la vida del paciente se compromete y no puede esperar, hay que actuar inmediatamente de lo contrario el niño puede perder la vida, por ejemplo, los traumatismos cráneo encefálicos severos”, explicó el especialista.

En el caso de los dolores abdominales, los padres de familia no deben recurrir a la automedicación en los niños, es mejor llevarlos a un nosocomio especializado para que sean evaluados por el cirujano pediátrico. “Se debe evitar que una apendicitis se transforme en un cuadro de peritonitis que requiere hospitalización de hasta 7 días para cumplir un tratamiento antibiótico”, detalló el jefe del departamento de Cirugía.

Respecto a la ingesta de cuerpos extraños, en el servicio de Emergencia los casos más frecuentes se presentan en menores de 5 años, quienes ante la menor distracción de los padres, ingieren pilas tipo reloj o baterías que se colocan en los juguetes. Cabe resaltar, que las baterías representan el mayor peligro debido al líquido corrosivo que desprenden y pueden dañar la vía área o digestiva, causando perforaciones; esta situación requiere una actuación inmediata y es considerada una emergencia. Ante la menor duda, los familiares deben llevar a sus niños a un nosocomio pediátrico donde además de la evaluación clínica, con una radiografía se puede determinar si existe o no el riesgo.

Otras patologías que ingresan por emergencia son las fracturas, muy frecuentes en los pequeños, quienes al caerse o golpearse se lesionan. También, se observan los casos de quemaduras con líquidos calientes, en ese sentido, el especialista recomienda no aplicar remedios caseros, ni cremas, sólo rociar agua por 20 minutos en la zona afectada, y traerlo rápidamente por emergencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.