Talento peruano busca mejorar la interacción de los humanos en entornos de realidad virtual

Su perseverancia y pasión por la tecnología fueron clave para que el ingeniero de sistemas Ernesto Alejandro Calderón Caparo desarrollara una investigación sobre el traslado de objetos 3D con las manos a través de la realidad virtual, proyecto con el que culminó con éxito su maestría en la Universidad de Melbourne, Australia, con la Beca Generación del Bicentenario.

Fue allí, en la ciudad Melbourne, donde la pandemia lo sorprendió en el 2020. Estaba realizando su investigación en la universidad del mismo nombre y de pronto ya no pudo acceder al Human-Computer Interaction Lab, el laboratorio de la casa superior de estudios donde venía trabajando su innovadora propuesta. Le dieron unos lentes VR, un sensor de movimiento y una computadora para que él continuara desde casa.

Pese a esa dificultad, el talento, que nació en Cusco y creció en Arequipa, concluyó satisfactoriamente su trabajo que tiene como título “Gestector”. Se trata de una serie de técnicas de «manipulación de objetos 3D con realidad virtual usando gestos”, con lo que ha obtenido el título de máster en Tecnología de la Información de la Universidad de Melbourne con la Beca Generación del Bicentenario del Programa Nacional de Becas y Crédito Educativo (Pronabec) del Ministerio de Educación.

“Mi investigación está enfocada en cómo los seres humanos pueden interactuar de la mejor manera en una realidad virtual, rotando y trasladando objetos 3D, usando gestos de las manos, similar a cómo te imaginarías hacerlo en la vida real”, explica Ernesto.

Lo más conocido es que uno pueda experimentar la realidad virtual con los lentes especiales y unos controles de mando; sin embargo, en la tecnología que ha investigado Ernesto, basta con mover las manos para interactuar con objetos en el mundo virtual.

“Tú estás en la realidad virtual, te pones los lentes, y digamos que quieres alcanzar un objeto que está lejos, ¿cómo lo traes hacia ti? ¿Cómo el hombre araña con sus telarañas? La técnica que utilicé es que mediante un rayo señalas el objeto, este brilla, y luego abres y cierras el puño para traerlo hacia ti”, detalla el joven de 28 años.

Los aportes de Ernesto, según las mediciones que ha realizado en su investigación, permiten conocer si estas técnicas son funcionales para las personas que interactúan con ellas o si les causa fatiga. Él indica que todos estos conocimientos sobre realidad virtual están cada vez más cerca de nuestra vida cotidiana. Su aplicación es en todos los campos –asegura- desde la arquitectura hasta la psicología, pasando por toda la industria del turismo y la diversión.

“Compartir con el Perú nos alegra”

Ernesto considera que tiene un compromiso con el Perú. “Quiero brindar mis conocimientos a mi patria. Me gustaría abrir las mentes de las personas para decirles que los peruanos somos muy hábiles, que tenemos una gran capacidad”, enfatiza.

Y ya lo está haciendo. Junto con un grupo de becarios y egresados del Pronabec en Australia ha creado el grupo “BPR Australia” (https://www.facebook.com/bpraustralia), que tiene las siglas de Beca Presidente de la República, como antes se llamaba la Beca Generación del Bicentenario. Allí comparten sus investigaciones y experiencias que les puedan servir a otros peruanos que quieran también realizar estudios de posgrado en el extranjero. “Nuestro compromiso de servicio al Perú no tiene fronteras”, aseguran.

Y pensando en ese niño que fue, alguna vez, desea expandir su mensaje. “Quisiera llegar también a los colegios y compartir mis conocimientos, quiero así agradecer la oportunidad que he tenido con la beca y me alegraría mucho hacerlo”, sostiene Ernesto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *