El gran Tobias Gründl

“Para conseguir un buen sonido no solo es crucial la técnica de medición, también es importante tener un oído bien entrenado”, explica Tobias Gründl. El Director del departamento de Desarrollo de Sonido y Acústica de Audi arroja luz sobre cómo es el sonido premium, y qué hace que el sonido en Audi sea un factor diferenciador. La marca de los cuatro aros cuenta con el especialista Sonos como nuevo socio tecnológico. La electromovilidad está impulsando la arquitectura de los sistemas de audio y, en el futuro, el auto se convertirá en un centro de streaming.

Dr. Gründl, un auto es el lugar donde una persona puede refugiarse y disfrutar de la música libremente. ¿Qué es lo que distingue la particular experiencia acústica que ofrece Audi?
Lo que más destacamos es el sonido puro y emocional. La música debe ser tal y como la grabaron los músicos o como la escuchamos, por ejemplo, en un concierto en directo. Tomemos como ejemplo las frecuencias medias: son importantes para la calidad del sonido porque los medios determinan el timbre de una voz y, por supuesto, lo transmiten mediante la reproducción. Audi aspira a conseguir una reproducción perfecta de las frecuencias medias. Lo tenemos en cuenta en todas las configuraciones de audio para evitar lo que se conoce como audición zonal. Si percibes que los graves retumban en el suelo y los agudos provienen del techo, esto tiene un efecto negativo en términos psicoacústicos: no suena en armonía y la música no forma un conjunto equilibrado. Por eso perseguimos una filosofía de sonido integral con respuestas de frecuencia coherentes y alineadas entre sí, desde los graves hasta los agudos. La música fluye a través del interior del auto como la cálida luz del sol y envuelve al oyente. Por cierto, un estudio reciente de la Federación Internacional de la Industria Fonográfica indica que el 70% de los encuestados señaló el auto como su lugar preferido para escuchar música. Por eso nuestro objetivo es que la música suene mejor en un Audi que en casa.

¿Cuál ha sido el desafío a la hora de concebir los sistemas de sonido para los distintos vehículos de Audi?
El sonido de Audi es inconfundible. El reto ha sido crear un patrón de sonido único para cada segmento teniendo en cuenta sus diferentes tipos de cabinas. El vehículo siempre sonará de la misma forma, ya sea en un Audi A1 o en un A8. Mantener ese nivel de calidad requiere mucha experiencia con el impacto y el balance de las frecuencias. ¿Qué efecto tiene el ecualizador que gestiona la incidencia de las bajas frecuencias en los sobretonos? La experiencia y un oído entrenado son fundamentales para conseguir un buen sonido. En el A1 hemos sido capaces de integrar una arquitectura inteligente que estará a la altura de los segmentos más altos, utilizando el parabrisas como material reflectante para el sonido 3D.

¿Se aplica el lema “cuanto más, mejor” en lo que respecta al hardware?
No, en absoluto. La calidad superior del sonido de Audi se caracteriza por un uso inteligente del software. Por ejemplo, no tiene sentido utilizar muchos ecualizadores distintos cuando el sonido, tal y como lo imaginamos, puede optimizarse a la acústica del espacio con dos o tres filtros.

¿Cuál es la importancia del software?
El software se ha convertido cada vez más en el componente crucial. Pensamos, por
supuesto, en las actualizaciones over-the-air que recibe el auto a través de la interfaz de comunicaciones móvil, así como en las ofertas que pueden reservarse de forma retroactiva a
través de las funciones bajo demanda de functions on demand. Por otra parte, la ingeniería de audio digital evoluciona a un ritmo vertiginoso. Trabajamos estrechamente con científicos del Instituto Fraunhofer para desarrollar nuevos componentes de software e integrarlos en nuestra estrategia de sonido. Audi es líder en la creación de una experiencia estereofónica única y tridimensional, para la que en el futuro utilizaremos una gama muy amplia de tecnologías. El software nos ofrece muchas posibilidades nuevas para la presentación del sonido, porque el hardware ya está ahí. En un futuro, el interior se parecerá cada vez más a una sala de conciertos y los pasajeros estarán sentados en el centro.

¿Cómo valora estratégicamente la tendencia hacia el sonido inmersivo?
Esta tecnología tiene un gran potencial. En pocas palabras, se trata de que los sonidos dejen de estar completamente ligados a unos altavoces en concreto. Los metadatos del audio contienen también información sobre cómo y dónde se percibe el sonido en el espacio. Así, la música ya no vendrá de frente, como es habitual en el sonido en estéreo, y no se dirigirá a un punto único. En el futuro, como parte de una experiencia auditiva envolvente e integral, las alertas y los indicadores acústicos podrán ajustarse de forma inteligente a través del sistema de audio. Tenemos muchas ideas. Probaremos las nuevas posibilidades y presentaremos la arquitectura de sonido inmersiva perfectamente integrada cuando llegue el momento. Como estratega, pienso a largo plazo y no adopto inmediatamente todas las tendencias. Mi aspiración es aportar soluciones completamente desarrolladas a la gama Audi; posteriormente ya asumiremos el liderazgo tecnológico en la implementación integral.

Audi ha colaborado por primera vez con Sonos en el nuevo SUV eléctrico Q4 e-tron. ¿Cuáles el trasfondo de esta asociación?
El sonido auténtico y enérgico de Sonos encaja perfectamente con nuestra filosofía en sonido y con nuestros vehículos. El nuevo Q4 e-tron representa el acceso a la gama eléctrica de Audi, que se dirige cada vez más a familias y a generaciones más jóvenes. Y esos clientes ya conocen Sonos. Es una marca que representa el diseño moderno y, en cierto modo, también la libertad. Sonos ha crecido como fabricante de sistema de alta fidelidad inalámbrico para el hogar. Ahora, por primera vez, llevamos Sonos al lugar donde a la gente le gusta escuchar música. Al inicio de nuestra colaboración presentamos algunas novedades interesantes: por primera vez, los usuarios pueden utilizar los ajustes de sonido para realizar cambios tonales, creando así un ambiente más emocional en el interior. Las plazas traseras pueden disfrutar de más graves y llenarse de un sonido más poderoso mientras que el conductor y el pasajero,

en la parte delantera, pueden escuchar a medio volumen, estableciendo un equilibrio que les permita relajarse o concentrarse en el tráfico.

¿Cómo llega la música al auto y cómo afecta eso a su calidad?
Reproducir música desde un smartphone por Bluetooth es muy cómodo, sin duda. Pero como ingeniero de sonido, me duele un poco, porque el Bluetooth reduce considerablemente la calidad del sonido. Eso se debe al ancho de banda limitado: para realizar la transmisión es necesario convertir los metadatos del audio. Como tecnología de transferencia, la conexión Wi-Fi ofrece una mejor solución, dado que el ancho de banda que permite es significativamente mayor. Personalmente, prefiero utilizar una tarjeta de memoria SD para archivos WAV con 24 bits y 48 kilohercios. Pronto será posible utilizar el estándar de comunicaciones móviles 5G para transmitir material audiovisual de alta resolución. Será entonces cuando el auto se convierta definitivamente en un centro de streaming de sonido e imagen.

¿Cómo influirá la electrificación en el diseño del sonido en el futuro?
La electromovilidad nos ofrece ahora la oportunidad de hacer que el sonido cobre vida con mayor intensidad. Los sonidos suaves acentúan la sensación de un rodar confortable, mientras que un sonido más intenso puede representar perfectamente la potencia del sistema de propulsión eléctrica cuando acelera. Tampoco podemos olvidar que los usuarios que adquieren un vehículo eléctrico por primera vez echarán en falta un sonido familiar: el motor. La electromovilidad nos plantea nuevos retos acústicos y hace necesarias nuevas estrategias de sonido. Para ello, tenemos en mente el enfoque integral del sonido estereofónico inmersivo. La conducción autónoma y la comunicación con el vehículo a través de la voz también son factores que entran en juego en la concepción de la arquitectura sonora y acústica del futuro para Audi.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *