Médicos del INSN piden a padres de familia tener cuidado con sus hijas para evitar episodios de violencia sexual

Los especialistas en ginecología del Instituto Nacional de Salud del Niño (INSN) de Breña, brindan atención con el kit de emergencia a menores víctimas por agresión sexual. Se trata de un conjunto de fármacos y pruebas de laboratorio necesarias para evitar el embarazo, enfermedades de transmisión sexual y poder iniciar un adecuado tratamiento de profilaxis, de acuerdo a una directiva emitida por el ministerio de Salud.

El propósito es brindar la mejor atención y el máximo apoyo posible a las menores víctimas de una agresión sexual en un momento tan delicado ofreciendo un tratamiento especializado que asegure una atención física y psicológica.

“Aparte de hacer todos los trámites legales, acudir a emergencia de los hospitales, sobretodo las niñas y adolescentes menores de 18 años deben venir al instituto donde recibirán atención durante las 24 horas, tenemos disponibles el kit de emergencia de acuerdo por lo mormado por el MINSA”, indicó el Dr. Jorge Corimanya, jefe del servicio de Ginecología Infantojuvenil.

Este kit tiene pruebas rápidas para detectar precozmente hepatitis B, VIH y sífilis; que son enfermedades transmisibles y también una prueba de descarte de embarazo. Para los casos de adolescentes también se incluye una píldora de emergencia.

Según el ginecólogo, “el INSN atiende al años alrededor de 30 pacientes víctimas de este lamentable episodio, son casos desde contactos, tratamientos indebidos, hasta violación propiamente dicha que incluso llega a tener consecuencias traumáticas físicas y emocionales”, indicó el galeno.

“Otro tipo de casos que llegan al servicio de Ginecología son pacientes víctimas de ciberacoso sexual, trata de personas, entre otro tipo de alteraciones a los derechos reproductivos individuales de la paciente, niñas abandonadas, que no tienen la protección de sus padres, algunas son protegidas en albergues sobretodo aquellas que son víctimas de abuso agudos de modo instantáneo” manifestó el Dr. Corimanya.

El especialista expresó su preocupación por el caso registrado a una adolescente, víctima de violación por un grupo de personas. “Últimamente hemos tenido un caso de una paciente víctima de abuso por un grupo de personas, conocido como violación en ´manada´, en la cual la paciente ha sido asaltada y violada por diferentes personas. Este tipo de prácticas se ha presentado en otros países como sabemos”, refirió el médico.

Durante la pandemia el INSN ha recibido un promedio de diez casos de abusos sexuales en adolescentes entre 10  a 17 años, son los más frecuente que llegan al nosocomio, a esto se suman los diez registrados entre enero a marzo, antes de la pandemia.

Recomendó a los padres de familia mayor vigilancia sobre sus hijas y tener mucho cuidado cuando salen solas a la calle y evitar el peligro de inseguridad ciudadana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *