Turismo religioso en Lima

Lima.- El Perú se caracteriza por ser un país religioso, por ello forma parte de nuestra tradición que varias ciudades organicen grandes celebraciones por Semana Santa. En esta línea y aprovechando los días de descanso, el turismo religioso es una oportunidad para – ya sea viajando o en nuestra misma ciudad – expresar nuestra fe mientras visitamos y conocemos importantes espacios del catolicismo.

Luis Sicheri, director de la EAP de Administración en Turismo y Hotelería de la Universidad Norbert Wiener, nos brinda algunas alternativas para practicar turismo religioso y mantener viva nuestra fe sin salir de Lima.

“Existe la costumbre muy extendida, sobre todo para el Jueves Santo, que consiste en visitar siete iglesias. El significado de esta antigua tradición es rememorar la noche en que Jesús fue capturado y llevado: 2 veces con Anás, 2 con Caifás, 2 con Pilatos y una con Herodes” cuenta Sicheri.

En el Centro Histórico de Lima es posible realizar el recorrido de forma sencilla y a pie, gracias a la cercanía de las iglesias. Desde el año pasado esa tradición se considera parte del Patrimonio Cultural de la Nación.

Basílica Catedral de Lima: ubicada en la Plaza Mayor de Lima, fue edificada en el lugar donde estuvo el palacio del príncipe cusqueño Sinchi Puma, descendiente directo del Inka Sinchi Roca. Francisco Pizarro, cuyos restos descansan en la catedral, puso la primera piedra de esta obra que se inauguró el 11 de marzo de 1540. A lo largo de la historia ha sufrido muchas ampliaciones y reconstrucciones y recién en 1869 tomó la forma que hoy conocemos. Cuenta con 5 naves, 7 puertas e importantes capillas como las dedicadas a Santa Rosa de Lima y Santo Toribio de Mogrovejo. Se puede visitar de lunes a viernes de 9am a 5pm y los sábados de 9am a 1pm. La misa los domingos es a las 11am.

San Francisco El Grande: el conjunto monumental de la Basílica y Convento de San Francisco de Lima es uno de los rincones más acogedores y artísticos de Lima. La fachada es de estilo barroco limeño y su altar mayor de estilo neoclásico. También puede visitar las catacumbas y el museo. Horario de L a D de 9am. a 5pm.

Santo Domingo: en esta iglesia, ubicada en el Jr. Camaná 170, descansan los restos de Santa Rosa de Lima y San Martín de Porres; destaca por su hermoso altar renacentista. El horario del museo es de L – D de 8:30am a 5:30pm.

Iglesia de San Pedro: ubicada en el Jr. Azángaro 451, guarda muchas obras de arte en sus muros y retablos con estilos barrocos entre las que destaca la capilla de la Virgen de la O.

Santuario de Las Nazarenas: construida en la segunda mitad del siglo XVIII en lo que fuera el antiguo barrio de Pachacamilla; guarda en su altar mayor la imagen del Señor de los Milagros. Puede visitarse todos los días de 6:00 a 12:00 horas y de 16:00 a 20:00 horas.

En el distrito Rímac existen también otras Iglesias muy hermosas que vale la pena visitar:

Nuestra Señora del Rosario: ubicada en la cuadra 2 del Jr. Trujillo y conocida como la Iglesia más pequeña del mundo, esta capilla de sólo 5mt de ancho y 2mt de profundidad fue construida en el siglo XVII.

Iglesia de la Santa Liberata: cuenta la tradición que un ladrón robó un cáliz con 150 hostias consagradas de la Catedral de Lima en 1711, pero asustado por el sacrilegio de su obra, las escondió en un huerto de naranjos. El ladrón fue capturado 10 días después y confesó el lugar donde se encontraban las hostias que a pesar del agua y el barro a su alrededor estaban perfectamente conservadas. Dos años después se construyó el templo en ese mismo lugar.

Convento del Patrocinio de María: pequeño templo que se inauguró en 1688, cuenta con un diseño y arquitectura característicos del barroco de esa época. En el convento vivió Narcisa de Jesús, beata ecuatoriana que dejó registro de la historia, las anécdotas y vida de la época.

Alameda de los Descalzos: luego de recorrer las iglesias disfrute de las esculturas, las bancas de mármol de carrara y los hermosos jarrones de fierro fundido en este paseo que conduce a las puertas del convento del mismo nombre.