Más de 300 vuelos internacionales llegan a Lima con 3 mil voluntarios para “Un Solo Perú”

Desafinado es el irreverente nombre del nuevo material discográfico de Jessyca Sarango. Un álbum especial para ella, desfachatado, intrépido y absolutamente arriesgado en cada canción. “Me siento súper contenta porque es delicioso poder cantar y tocar lo que quiero y como lo quiero”, comenta la cantautora.

Jessyca Sarango apostó por hacer un disco sin efectos ni ediciones y con instrumentos reales: guitarra, cajón, bajo y algunas percusiones menores, apoyando su voz. Decidió llamarlo DESAFINADO porque está fuera de tono en comparación con esta época, es crudo, real, humano y está hecho con el único objetivo de expresarse.

La fusión es una constante en las creaciones de Jessyca Sarango, jugar con la música es su fascinación y para ello siempre necesito contar en vivo con músicos arriesgados, talentosos y creativamente abiertos a jugar con ella. “Este disco nace con el propósito de mostrar al mundo que los cantautores y músicos somos quienes le damos vida a la música, la tecnología no hace a un artista”, explica.

En DESAFINADO se mezclan géneros como flamenco, bossa-nova, landó, reggae, jazz y funky. Es un disco inesperado y reflejo total de la cantautora en el punto evolutivo en el que se encuentra en este momento como artista y ser humano. “Uno de los fundamentos de este nuevo álbum acústico unipersonal es ofrecer al público juvenil la oportunidad conocer un poco más de música de cantautor”, vuelve a explicar.

Jessyca Sarango radica en Miami desde hace 14 años. Luego del éxito mundial de la canción El Milagro de Amar, de la telenovela Milagros, decidió viajar a dicha ciudad y emprender una nueva etapa en su carrera. “Amo mi patria y me siento orgullosa de ser peruana, pero siento que fuera de ella he florecido imparable”, comenta.