IV edición de la competencia Espinar 10K

Cusco.- Con un tiempo de 31 minutos 17.99 segundos, el atleta René Champi logró imponerse en la máxima categoría de la  – Edición Centenario. El segundo lugar fue para Juan Hilario quien estableció una marca de 32 minutos 24.10 segundos. El tercer lugar lo ocupó Ferdinan Pacheco con un tiempo de 32 minutos 31.15 segundos. Los tres deportistas fueron premiados por Edwin Amoretti, gerente de Relaciones Comunitarias de Antapaccay, quien los felicitó por su destacada participación y por demostrar con su ejemplo que los niños y jóvenes espinarenses tienen las cualidades necesarias para sobresalir en esta disciplina y cualquier otro deporte.

Espinar vivió por cuarta vez la mayor fiesta deportiva de la provincia. Con gran espíritu festivo se desarrolló la IV competencia Espinar 10K – Edición Centenario, que logró congregar a más de un millar de niños, adolescentes y adultos en 6 distintas categorías, los cuales evidenciaron una vez más que dicha ciudad es “cuna de grandes fondistas”.

El escenario y la ocasión fue perfecta para el desarrollo de la competencia que midió la técnica, resistencia y cualidades para la práctica de fondismo, pues además de contar con la presencia de los renombrados, Yoni Ninahuamán (que ganó una edición anterior) y los olímpicos Jessica Hancco y Henry Campos, sirvió para conocer a las nuevas promesas del deporte espinarense.

“No sería nada raro que a mediano plazo escuchemos sus nombres en competencias nacionales o internacionales, para orgullo de Espinar, Cusco y el país entero”, apuntaron los organizadores.
“En las anteriores ediciones participaron otros reconocidos atletas como Alelí Aparicio o Reymer Paucara, que han disputado pruebas internacionales representando los colores patrios y ellos se dieron a conocer primero en pruebas escolares y luego en carreras como Antapaccay 10K”, agregaron.

Edición especial
Espinar 10K ya es considerada una competencia “emblema” en la provincia y la ocasión ahora fue más especial debido a que este año se celebra el primer centenario de la creación política de la ciudad, lo que significó una doble razón para vivir la competencia con algarabía, como lo demostraron tanto los competidores como el público que abarrotó la plaza de armas de Espinar y las distintas arterias de la localidad por donde se estableció el circuito de competencia.

Este evento se hizo posible gracias a la organización de Compañía Minera Antapaccay y el apoyo de la Unidad de Gestión Educativa Local (UGEL), el Instituto Peruano del Deporte (IPD), la Municipalidad Provincial de Espinar y la Asociación de Profesores de Educación Física.

A %d blogueros les gusta esto: