Hospital Almenara opera lesiones del cerebro con nuevos equipos

Lima.- El hospital Guillermo Almenara Irigoyen cuenta con equipos médicos de última generación, entre ellos un Angiógrafo biplanar, con el que viene realizando efectivas intervenciones para tratar lesiones vasculares del cerebro, entre ellas el mortal aneurisma, porque permite ver en tiempo real lo que pasa en el interior de las venas o arterias.

Así lo pudo comprobar Guillaume Corpart, director general de la Consultora norteamericana Global Health Intelligence, organización que calificó al hospital Almenara entre los primeros lugares en 5 de 7 categorías, por lo que recorrió las instalaciones acompañado por los doctores Jorge Amorós, Gerente Prestacional de ese nosocomio y Roberto Valderrama, gerente quirúrgico.

Guillaume Corpart explicó que su organización evaluó 18 mil hospitales y clínicas de Latinoamérica, siendo en Perú el Almenara el que destaca en 5 categorías: el mejor equipado para recibir pacientes por sus 988 camas; el mejor para atender a recién nacidos, el de mayor cantidad de equipos para tratar el cáncer, el de mayor cantidad de equipos quirúrgicos y el de mejor infraestructura para generar un alto volumen de procedimientos médicos.

En el recorrido, médicos especialistas explicaron que las imágenes del Angiógrafo biplanar hacen posible ser mínimamente invasivos en los procedimientos terapéuticos para corregir obstrucciones a nivel endovascular.

“En lugar de efectuar cortes, se interviene por dentro de la misma arteria, implantando prótesis o insertando balones de dilatación que recuperan el flujo de la arteria obstruida”, explicaron.

Incubadoras abiertas y cerradas tiene el Almenara en el pabellón de Neonatología-Obstetricia, donde se da a los bebes prematuros el ambiente adecuado y el control médico para desarrollarse. El más moderno es un Eco Cardiógrafo Vinno E30, que permite atender de inmediato a un recién nacido con una cardiopatía congénita.

Otros equipos como el Craneótomo con arco en C, para realizar craneotomías y el aspirado ultrasónico, así como los ubicados en la salas de intervención quirúrgica, permiten salvar vidas de los asegurados.

“Este reconocimiento al Almenara, nos alienta y compromete a seguir trabajando, porque la parte humana que somos los médicos, tenemos que estar siempre actualizándonos para estar al nivel del avance tecnológico”, dijo el doctor Jorge Amorós al concluir el recorrido.